Darío finalista por sorpresa

La aventura en profesionales de Darío Gómez (Ezcaray, 1996) no está siendo un camino de rosas. La cruz se le ha presentado muchas veces al delantero riojano, que debutó en junio de 2015. Prometedor desde las categorías inferiores y contemporáneo de Iker Irribarria y Jokin Altuna, las manos de Darío han sido su talón de Aquiles.

Previous Post
Urrutikoetxea: “No doy vueltas al dos paredes que fallé, al que arriesga le puede pasar”
Next Post
Rivales y amigos en el Ogueta

Entradas relacionadas

No results found.