El estallido y la incógnita de Altuna

El delantero de Amezketa, con la derecha muy tocada tras la final del Cuatro y Medio, se entrega al masaje para tratar de llegar al primer duelo del Parejas, el día 30 en Eibar

En el tanto siete a Jokin Altuna le estalló la mano derecha. Una pelota se le clavó con saña. Le mordió la carne. Campeón de cuerpo entero, el delantero de Amezketa apretó los dientes y esperó que la morfina provocada por la adrenalina de un partido majestuoso, duro, agonístico y único le concediera la tregua necesaria para jugarse la txapela del Cuatro y Medio en un instante.

+ info: https://www.deia.eus/pelota/2022/11/23/estallido-incognita-altuna-6251620.html.

Etiquetas / Etiketak:
Entrada anterior
Arkaitz Eskuza debutará el día de Reyes con Aspe en Eibar
Entrada siguiente
Zabala defenderá chapela en el Parejas de Promoción