Irribarria y Rezusta se hacen con la txapela de campeones